SOÑAR ES GRATIS, por Armando Vargas (cuarta entrega).

tumblr_mjsrq6ds4p1s6m6kyo1_400

SOÑAR ES GRATIS 

 

discursoComo administrador del condominio, he recibido el aviso de cobro de los servicios e impuestos municipales del edificio donde vivo: 70 Bs. por el servicio de recolección de basura, 60 Bs. por el suministro de gas y 531 Bs. por impuesto municipal; esto da un total de la astronómica suma de 661 Bs, es decir, 0,50 US$ al mes. ¿Cómo podemos esperar un servicio de calidad si lo que pagamos es una miseria? ¿Tenemos idea del costo real de recoger la basura y procesarla ambientalmente amigable? ¿Con este pago mensual se puede mantener y mejorar las áreas comunes de la ciudad, incluyendo la pavimentación de sus calles? Si mucho pensar, la respuesta es NO.
dolarito

Queremos buenos servicios pero no estamos dispuestos a pagar su costo. Si hay algún intento de incrementar la tarifa, comienzan los políticos populistas a gritar. Lo más lamentable es que está bastante generalizada la opinión de que la tarifa no debe ser aumentada porque “se roban los reales”. El problema lo solucionamos “vendiendo el sofá”. En vez de castigar al que se “roba los reales”, nos condenados a vivir eternamente con servicios de baja calidad.

Y esta enfermedad se encuentra en todos los bienes y servicios prestados por los entes gubernamentales: gasolina, electricidad, todo tipo de combustible, agua potable, y de manera especial la salud y la educación, que ambas son sin costo por Ley. Lo común en todos ellos es: precios bajos y servicio deficiente.

Debido al proceso inflacionario de nuestra economía durante los últimos 10 años, las tarifas relacionadas con la prestación de estos servicios están significativamente desfasadas, algunas tarifas requieren ajustes de hasta mil veces su precio actual. Políticamente, el ajuste de las tarifas de estos servicios es inviable. El político de turno que quiera hacer estos ajustes queda inmediatamente crucificado, sin futuro. Ya lo hemos visto en otras ocasiones.images

Pareciera entonces que no tenemos salida. Un escenario es que ese “político de turno” se sacrifique pero, aunque me guste soñar, estoy seguro que ningún político daría ese paso. Otro escenario, un poco más probable, es que haya un gobierno provisional que no tenga aspiraciones políticas, que realice todos los ajustes poco populares que nuestra destrozada economía está requiriendo. Indiscutiblemente que estos ajustes serán dolorosos y traumáticos pero son necesarios.

Como soñar es gratis, me gustaría contar con la presencia de un gobierno provisional de uno o dos años, encabezado y constituido por tecnócratas sin aspiraciones políticas, que realice los correctivos necesarios para enrumbar nuestra sociedad hacia el desarrollo y el bienestar.

 

Armando Vargas

 

Leave a Comment